Profesora Doral abuso lascivo

Enseñanza, amor y control

Andrea Jiménez de 47 años de edad, fue detenida el pasado 14 de diciembre, bajo los cargos de actos lascivos y conducta inapropiada contra un menor de edad, según aportó un comunicado policial. La mujer de origen colombiano es casada y ejercía como profesora del sexto grado en la Doral International Math & Science Academy. La aprehensión ocurrió luego que esta confesara a la directora del colegio “haber hecho algo incorrecto y que temía perder su empleo”. A su vez, las autoridades administrativas de la institución se comunicaron con la policía que procedió a realizar la investigación pertinente y la posterior detención.

Los hechos

Todo se suscitó luego que los padres del niño notaran sospechoso que llegara a casa con ropa, aparatos electrónicos y juguetes que ellos no habían adquirido para él. Esto los llevó a investigar qué ocurría en la vida del adolescente y así conseguir los mensajes.

La prueba concluyente de la investigación y que terminó en la detención de la profesora Jiménez, consistió en una serie de mensajes de texto. En dichos mensajes, la sospechosa hizo demostraciones de afecto inapropiadas al menor de 13 años.

En el mes de mayo envió dos mensajes: “Iría al infierno por ti. Moriría por ti, dejaría de comer para alimentarte” y posteriormente, “Mi amor por ti es tan real y tan grande! No me importaría enfrentar al demonio mismo por ti”. En otro texto le solicitaba al niño no tratar con niñas de su edad.

Para la finalización del pasado año escolar, en el mes de junio, la profesora habría intentado besar al niño tomando su cara con ambas manos ambas manos, situación que impactó al menor.

La condena por actos lascivos y conducta inapropiada contra un menor tiene una pena de entre 30 meses y 15 años. Pero además, Jiménez también enfrentará un cargo por la utilización de una computadora para cometer un delito, por lo que este tiempo de pena podría extenderse.

El Doral International Math & Science Academy existe desde 2016. El colegio cuenta con la participación de los padres en actividades de voluntariado. Los reviews hechos por los representantes a través de las redes sociales de la institución, dejan en claro lo muy satisfechos con la calidad de educación que presta la institución.

Por su parte, las autoridades del colegio dieron a conocer que trabajarán de la mano con los organismos de seguridad para que el caso quede esclarecido.

Desde la óptica psicológica

David Figueroa, psiquiatra y coach psicológico de la selección venezolana de baloncesto nos explica los efectos que puede tener el acoso sexual en los niños y adolescentes, y cómo detectarlo para poder prevenirlo.

“La pedofilia es una parafilia. Una persona pudiera sentir menor o mayor atracción sexual por niños, objetos, situaciones e incluso violencia. El verdadero trastorno comienza cuando aparece la fijación. En la que la persona no puede sentir satisfacción sexual sino exclusivamente con determinado fetiche.” indica Figueroa.

Aseveró que “se tiene que entender que aunque la pedofilia pudiera ser tratada como una enfermedad, el individuo está actuando al margen de la ley. Al tener relaciones sexuales con un menor, está cometiendo una violación ya que un niño o adolescente, en la mayoría de los casos, no tiene el discernimiento para tomar una decisión responsable. Podría considerarse doble falta, ya que se trata de un adulto aprovechándose de su experiencia y conocimiento para tomar ventaja de un individuo vulnerable y a su vez es una falta ética gravísima”.

Aclaró que el daño al menor puede ser grave: “El abuso sexual de un menor produce un desgaste físico y emocional que puede terminar en un cuadro depresivo crónico. Existe también la barrera cultural y los tabús de cada sociedad. Por ejemplo, no es el mismo impacto emocional que puede crearle a una niña musulmana estar con una persona mucho mayor, porque durante toda su infancia se le fue preparando para ello y la misma sociedad las alienta a hacerlo. Sin embargo, en Occidente, es una conducta absolutamente inaceptable, por lo que no solo tiene que lidiar el niño con el desgaste físico y emocional, sino además con el estigma social. La edad de consentimiento se fundamenta en que el cerebro ya está lo suficientemente desarrollado. Aún así, el lóbulo frontal solo termina de desarrollarse a los 24 años”.

Considera que una medida de prevención que debería implementarse es que “las entrevistas psicológicas sean más rigurosas en casos donde existen relaciones de poder como los policías, maestros, médicos, militares, autoridades eclesiásticas y demás. En una situación en la que un profesional tiene ventaja por encima de otra persona, es imprudente que los chequeos psicológicos laborales sean una revisión superficial para verificar que el empleado no sufre de una condición mental grave”. En su opinión “estas profesiones deberían tener un seguimiento psicológico constante”.

Abusos a menores en Florida

El caso de Jiménez no es una anécdota aislada. En el estado de Florida han existido grandes escándalos con respecto a este tema. Uno de los más conocidos fue el de Debra Lafave de Temple Terrace.

Esta profesora, que para el momento contaba con 23 años, recibió cuatro cargos por actos lascivos contra un menor. Así como uno por exhibicionismo. Lo que hizo realmente polémico el caso fue que su argumento fue “que era demasiado bonita para ir a prisión”.

De igual manera, el profesor de educación física, Wendell Alfredo Nibbs, de la Brownsville Middle School fue arrestado luego de ser acusado de abuso sexual contra varios alumnos. El hombre habría mantenido relaciones sexuales con una alumna de 15 años, tomando ventaja de problemas de autoestima sufridos por la menor. A la hora de ser contratado en la institución educativa, ya contaba con un registro policial previo por acoso sexual a cuatro estudiantes entre los años 2004 y 2013. Aún así obtuvo el empleo del que sería despedido en 2017.

Prevención es la mejor arma

Según el Kristi House Child Advocacy Center, los reportes de abuso a menores comprenden como edad media los nueve años.

En cualquier caso, la mejor defensa contra estos sucesos es la prevención. El portal de Kristi House también asegura que el 90% de los niños que han sido abusado sexualmente ha sido por miembros de la familia o amigos de confianza. Para más información, denuncias y ayuda puede contactar al Florida Department of Children and Families a través del número 1-800-96-ABUSE (1-800-962-2873)

Anuncios