Conozca de qué trata el proyecto de ley contra manejar distraído, aprobado en Doral

Proyecto de Ley conducir distraido

Este lunes, el Departamento de Policía de Doral publicó a través de sus redes sociales un recordatorio con respecto a la seguridad vial. Una moción para convertir a manejar distraído en una ofensa mayor, se ha estado moviendo dentro del Senado de Florida desde finales del año pasado.

Este esfuerzo mancomunado de las autoridades municipales y estatales busca palear el creciente número de accidentes de tráfico en años recientes.

Las autoridades municipales de Doral hicieron eco a la solicitud. El alcalde y los concejales emitieron una solicitud en conjunto para que el Senado de Florida haga posible esta ley.

En el comunicado, la alcaldía expresa que según la Administración de Seguridad de Autopistas Nacionales, manejar distraído es una epidemia. En 2016, 391 mil personas resultaron heridas y 3 mil más habrían perdido la vida.

¿Qué propone el proyecto de ley?

En el texto introducido en el Senado el 20 de noviembre del año pasado, el Senador Wilton Simpson del Partido Republicano, explica en primer lugar que:

“Se considera conducir distraído: realizar acciones como leer, escribir, maquillarse, interactuar con mascotas o carga insegura. Manipular aparatos inalámbricos de comunicaciones, artefactos electrónicos o realizando cualquier otra actividad que pudiera crear alguna distracción.”

Florida Senate2019 CS for SB 76

La ley pretende mejorar la seguridad de los conductores, así como las de los peatones, ciclistas, pasajeros y cualquier usuario de la vía.

Fundamentalmente convertir en una falta mayor conducir distraído, por lo que un oficial de policía podría detener al infractor y entregarle una citación.

Las excepciones

Sin embargo, algunas excepciones aplican. En los casos que no se considera una ofensa son:

  • Realizando labores oficiales como agentes de la ley, bomberos y paramédicos.
  • Reportar una emergencia, una actividad sospechosa o un crimen.
  • Recibir mensajes relacionados al funcionamiento y seguridad del vehículo.
  • Utilizar aparatos manos libres para navegación.
  • Operar automóviles autónomos.
  • Manejar un dispositivo inalámbrico que no requiera leer mensajes de texto. Solo activar, desactivar o iniciar características y funciones operadas por voz.

De igual manera, no se considera “conducir” un vehículo detenido, por lo que esto tampoco representaría una ofensa y siendo la opción más segura en caso de necesitar atender el teléfono.

El documento también sugiere dar un tiempo de gracia a partir de octubre a diciembre de 2019 para que los oficiales de policía puedan detener a un conductor y darle una advertencia sobre las modificaciones que la ley tuvo si esta tomara efecto.

Para leer el texto completo del proyecto de ley haga clic en este enlace.

Etiquetado con: